-Desde ningún plano, es admisible discriminar la vida de un paciente por la de
otro u otros. Todo paciente tiene derecho al mismo servicio de la CCSS.

-Se hace un llamado al país para que ayudemos a evitar situaciones
dolorosas que podrían incidir en el derecho a la vida de los pacientes.

San José, 05 de agosto del 2020.

La Federación de Organizaciones No Gubernamentales de Pacientes de Costa Rica1,recuerda a la CCSS su deber de consultar, antes de oficializar, cualquier regulación que incida en la generalidad de las personas, en este caso, de los pacientes, todos, que se están atendiendo por el Covid-19.

Por eso, con respecto a los “Lineamientos” bioéticos que guiarían la selección de
enfermos si personal, equipos y camas se vuelven insuficientes, no pueden pasar
únicamente por la decisión de burócratas administrativos o profesionales de la salud.
Los pacientes, sus defensores, la Federación, pedimos y exigimos recordar el deber
de inclusión y participación en la confección de tan delicadas pautas regulatorias.

Comprendemos la gravedad de lo que acontece, lo complicado de tomar decisiones,
pero nada justifica decidir excluyendo la voz de los pacientes; son éstos la razón de
ser la CCSS.

Todo paciente posee dignidad; ningún paciente es más “importante” que otro; como
según el estado clínico de cada paciente, es deber de la CCSS, asegurar el máximo
servicio, de calidad, para garantizar en todo lo factible, la salud y vida de todo paciente. No hay espacio ético para discriminar de ninguna forma en asuntos del
derecho a la salud y la vida.

Conocedores del crítico avance y aumento de los casos Covid-19, igualmente
instamos a todos y todas, habitantes de nuestro amado país, a respetar las medidas
y recomendaciones sanitarias. Es necesario entender que cada persona es
responsable de protegerse y cuidar por los demás, al mismo tiempo estimulando el sistema inmunológico. Disminuir la incidencia de este
terrible virus, pasa por un deber primero individual y luego colectivo. Por favor, todos,
ayudemos a que nunca un paciente sea colocado en estado de disyuntiva sobre si su
vida puede ser o no salvada, por verse en un escenario de carencia de equipos,
medicamentos o profesionales para su atención.

 


0 comentarios

Deja una respuesta

Marcador de posición del avatar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *